Internet de las cosas: ¿qué es y cómo se aplica en transporte?

Uncategorized
Puede que el término Internet de las cosas sea extraño o desconocido para ti. Sin embargo, en la actualidad, es una herramienta que ha venido transformando la vida tanto de personas como de empresas, ¡hasta de gobiernos!

A continuación, conocerás a fondo qué es el Internet de las cosas, qué tiene para ti y cómo podrás aprovecharlo al máximo en la industria de distribución o transporte.

¿Qué es el Internet de las cosas o IoT?

El término de Internet de las cosas (IoT), aunque no lo creas, nació en Londres, 1999. El ingeniero Kevin Ashton lo usó por primera vez durante una conferencia de Procter & Gamble. 

De forma simplificada, este concepto se utiliza para referirse a la conexión de la gran mayoría de dispositivos tecnológicos a la red. Muchos de ellos intercambian información para facilitar o crear diversas acciones, y otros permiten agilizar acciones cotidianas. Algunos ejemplos de Internet de las cosas (IoT) de la vida cotidiana, podrían ser:

  • Una mascota que tiene un microchip para identificar su ubicación en tiempo real.
  • Un vehículo con sensores incorporados para alertar cualquier tipo de conducción peligrosa o indebida.
  • Una casa inteligente: electrodomésticos que pueden ser manejados de forma remota desde el teléfono de una persona. 
  • Un dispositivo que permita asignar direcciones IP para poder navegar tranquilamente por la red.

¿Cómo funciona el Internet de las cosas o IoT?

Para que el Internet de las cosas (IoT) sea posible, es necesario combinar tres factores.

Dispositivos 

Objetos que ya conocemos como relojes, vehículos, televisores, teléfonos móviles, entre otros. Es importante que estos dispositivos cuenten con características que permitan la comunicación con los demás elementos. Por ejemplo: chips, conexión a Internet, antenas, sensores, etc.

Red

Es lo que permite una comunicación entre una cosa y la otra. Estos medios son WiFi, Bluetooth y datos móviles 3G o 4G.

Sistema de control

Todos los datos que son capturados mediante esta comunicación deben ser procesados, por eso, es importante contar con un sistema para controlar cada aspecto y crear nuevas conexiones.

Dato curioso

Debido a la actual contingencia de sanidad que estamos viviendo, el IoT se ha vuelto una herramienta con la que la automatización ha apoyado el teletrabajo en cientos de miles de empresas.

Se espera que esta siga siendo una tendencia que aumente en 2021.

El Internet de las cosas (IoT) en el sector de transporte

Cada vez son más los vehículos que se conectan al ecosistema del Internet de las cosas (IoT); puesto que, con el tiempo las tecnologías son más avanzadas lo que permite generar avances en la automatización de vehículos, o en la mejora de rutas y manejo de información a gran escala. La tecnología del Internet de las cosas (IoT) permite a los propietarios de flota alcanzar estándares muy altos de sostenibilidad y responsabilidad corporativa.

¿Quieres saber más?

5 beneficios que genera el Internet de las cosas (IOT) en el sector de transporte 

1. Recopilación de datos.

El Internet de las cosas (IoT) permite recopilar datos de los vehículos a través de sensores instalados, de esta manera se proporciona información detallada sobre el rendimiento del vehículo y el comportamiento del conductor. Cuando estos datos se analizan, se pueden traducir en importantes ganancias y eficiencia para toda la flota.

2. Reconocimiento automático.

La conexión entre dispositivos, nube y plataforma permite conocer casi de manera automática el estado de las rutas y las posibles mejoras.

3. Nuevos métodos de rastreo.

Antes, escanear códigos de barras resultaba ser más eficiente; sin embargo, con el Internet de las cosas (IoT) es más económico usar sensores para rastrear los paquetes. Las actualizaciones detalladas permiten a los clientes saber exactamente cuándo llega su entrega.

4. Datos en tiempo real.

Tener vehículos conectados por IoT permite acceder en tiempo real a datos que ayudan a optimizar la logística y los tiempos entre punto de carga y destino. Conocer con exactitud el peso, las dimensiones y unidades del producto ayuda a la selección de  mejores rutas y la escogencia de los vehículos adecuados para transportarlos.

5. Detección de fallas.

El Internet de las cosas (IoT) aplicado a la logística también permite detectar fallas o incluso accidentes en el mantenimiento de las mercancías. Esto ayuda a prevenir los riesgos laborales y la pérdida de productos.

¿Por qué trabajar con Internet de las cosas?

El futuro está más cerca de lo que pensamos. Hace veinte años no nos imaginábamos tener teléfonos móviles con cámaras incorporadas; hace diez, podíamos contemplar mucho más lejos los avances de la realidad virtual que tenemos hoy en día; por lo que no es tan extraño comenzar a pensar en un futuro lleno de datos y automatizaciones. Aunque, para empezar, ya llevamos un par de años con ello.

El futuro de la distribución con ayuda del Internet de las cosas es necesario y prepararnos también lo es: 

1. La internacionalización es una realidad: 

El sector de transporte y logística crece cada día más, con ello, sus operaciones en otros países. La horizontalidad de la logística es importante, es decir, contar con herramientas que permitan el conocimiento pleno y a tiempo real aumenta la eficacia en el transporte, distribución y entrega.

2. Manualmente no se da abasto: 

Entre mayor sea el número de vehículos o más se quiera aumentar la optimización de recursos y tiempo de la logística, va a ser prácticamente imposible poderlo manejar de forma manual. Llevar registros en libros o folios generaría retrasos y no está a la altura de las necesidades requeridas para mantener la conexión con la flota vehicular en todo momento y lugar.

3. El pasado no siempre es una buena opción: 

Frente a la innegable digitalización que se evidencia día a día, seguir manteniéndonos con formatos inconexos entre sí, generará retrasos y reprocesos. El sector de transporte y distribución necesita estar a la vanguardia de los sistemas de rastreo vehicular para generar una mejor relación con los clientes finales.

4. Aumentar costos no es viable: 

Una empresa que decida no implementar el Internet de las cosas dentro de sus operaciones, no podrá comenzar a reducir el dinero que invierte en combustible, mantenimientos, multas y capacitaciones. 

  • Tener información en la nube sobre los comportamientos de los conductores y los vehículos beneficia económicamente a la logística vehicular.
  • Aumentar la eficiencia de la flota vehicular es una realidad: con IoT reducirás las inspecciones gracias a la automatización del estado de tus vehículos.
  • La gestión de inventario dejará de tener fallas en su cantidad correspondiente al ser consolidado de forma automática y monitorizada con IoT.

 

Como CarSync, nuestra prioridad es generar los mejores beneficios teniendo en cuenta las necesidades de las empresas y los recursos tecnológicos actuales. Gracias a ello, somos la solución telemática para gestionar y optimizar tu flota líder en el sector de transporte y distribución.

Rentabiliza tus operaciones, colaboradores y vehículos por medio del Internet de las cosas: el primer paso es conectarse, tras él, tan solo sigue la optimización y disminución de problemáticas que conllevan a riesgos económicos. 

Por medio de nuestras plataformas podrás conocer en tiempo real todo lo que ocurre en tus vehículos. ¿Qué estás esperando para comenzar a transformar tu empresa por medio del IoT?

 

Conoce más ingresando aquí.

Obtén más información

Ingresa tus datos y uno de nuestros asesores se comunicará contigo

Abrir chat